BidV y Twync

jueves, 28 de junio de 2012

Trabajar a tiempo parcial y cobrar el paro: una opción contra la crisis

Según Invertia del 28 de junio de 2012, en la sección de Economía, se dice: España mira hacia Alemania para imitar su exitoso mercado laboral y su forma de capear la crisis ha sido el trabajo a tiempo parcial. Desde hace unos meses, aquí también es posible cobrar el paro y trabajar a tiempo parcial cuando se autorice un expediente de regulación de empleo temporal. (@Ramón García / http://www.invertia.com/

La crisis está cambiando el mercado laboral español, que en la actualidad tiene una tasa de desempleo del 25%. Una de las primeras medidas del Gobierno de Rajoy fue aprobar una reforma laboral que mira de reojo a Alemania, paradigma por haber conseguido en plena crisis destruir menos empleo que otros.
El secreto ha sido fomentar el empleo a tiempo parcial. En vez de despedir a un 10% o un 15% de la plantilla para ajustarse a la caída de la producción, se han sentado a negociar para reducir en un mismo porcentaje las horas trabajadas.

Lo que pocos saben es que en España ese modelo puede ponerse en práctica y con un incentivo: si se aprueba un ERE temporal con el que se reduce la jornada laboral se puede compensar esa mengua con una ayuda o prestación por desempleo.

Desde el prestigioso bufet de abogados de Javaloyes Legal, Ana San Román reconoce que la ley prevé la posibilidad de simultanear trabaja a tiempo parcial con el cobro de prestaciones por desempleo. La abogada matiza que se puede recibir “el total de la prestación a que tenga derecho, menos la parte proporcional a las horas del contrato a tiempo parcial”.

La experta también señala que “en ningún caso la suma de días a percibir por el trabajador en concepto de salarios y de prestaciones por desempleo podrá superar los días naturales del mes o del periodo autorizado en el ERE”.

CASO PRÁCTICO: Juan Haldudo es despedido de un Banco y se queda en paro. Comienza a cobrar una prestación por desempleo. A los dos meses, una empresa le contrata a tiempo parcial, 20 horas semanales durante cuatro meses. Según el convenio, la jornada laboral es de 40 horas, por lo que Haldudo solo trabajará un 50% de las horas totales. Ante esta situación, Juan puede comenzar a trabajar en la nueva empresa y continuar cobrando el paro, reducido en la parte proporcional a las horas que trabaja , o pedir al Servicio de Empleo que dejen de pagarle el paro mientras trabaja a tiempo parcial y después pedir una nueva prestación.

Para poder acogerse a una medida de este tipo, el ERE debe ser una medida coyuntural. Aunque “por desgracia, el ERE temporal termina convirtiéndose en definitivo”, reconoce San Román. “Los ERE no están funcionando bien porque el empresario acude a él cuando lleva seis meses de impago y un ajuste de este tipo tiene que tomarse antes de llegar a ese extremo para que tenga éxito”, recalca.

El cobro del paro o una prestación contributiva mientras se trabaja a tiempo parcial no elimina que si finalmente esa persona se queda en paro pueda comprar el subsidio entero. “Aunque habrá que ver el periodo de cotización de cada trabajador y los días consumidos”, recuerda la abogada.

Esta medida de trabajar a tiempo parcial y cobrar un subsidio, como señalan algunos economistas, permiten que haya dos efectos muy positivos: Por un lado no se crean tantos parados, que pueden seguir consumiendo y el país sigue creciendo, y el Estado tiene que desembolsar menos dinero en subsidios, lo que se traduce en menor deuda.

____________________________________

Marina Moscad Caldentey
Abogada

Avda. César Giorgeta, 12, 3ªpta
46007 Valencia

Calle Miguel de Cervantes, 1-4º
02640 Almansa (Albacete)

Nº de colegiada: 15499
Teléfono: 651 943 044
E-mail: mmoscad@gmail.com
Twiter: @marinamoscad
-------------------------------------------------------

Publicar un comentario